Sólo hay tres iguales en todo el mundo
Filman una película sobre “el Puente Holandés”, patrimonio histórico de Ensenada y de toda la Región

Info Blanco

”La magia de esta puente es que por él pasaron miles de laburantes”.


Cuando se ingresa a Ensenada por el Camino Vergara y se arriba hasta el cruce de esa vía con la calle La Merced, en el centro de esa ciudad, se puede observar hacia el Río de la Plata un viejo puente abandonado.

Décadas de herrumbre lo convirtieron en una postal de una región que fue y que nunca volverá a ser la misma.

Se puede imaginar a cientos de trabajadores y trabajadoras atravesándolo, en tiempos en que el Puerto crecía sin parar al calor de un modelo exportador que necesitaba enviar granos y carnes a los países desarrollados.

Como todo, la historia descarta lo que entra en desuso en silencio, sin avisar ni homenajes de despedida. Así, el hermoso puente levadizo del canal Oeste, conocido como “el Puente Holandés de calle Italia”, dejó de ser un lugar de uso cotidiano y empezó una lenta transformación que lo convirtió en una pieza olvidada del paisaje urbano.

El ensenadense Mario Verón lo miró desde que nació por la ventana de su casa. Era una parte de su barrio, una mole gigante, quizá innecesaria, pero llena de misterio a la vez.

“Desde que tengo uso de la razón lo recuerdo como un gigante de metal que era parte de la zona donde jugaba con otros niños, andaba en bicicleta y vivía la vida de cualquier chico”, relata Verón.

Por estos días, mientras el municipio pone en valor al puente y lo restaura, el cineasta está filmando una película documental sobre esa pieza de la ingeniería de fines del Siglo XIX.

“Hay sólo tres puentes iguales en el mundo”, explica en la charla con INFO BLANCO SOBRE NEGRO . Y agrega: “Ensenada está bastante revolucionada con las tareas de recuperación, porque es hermoso. El rodaje que estamos haciendo, además, es único. Tenemos que microfonear a obreros que están, por ejemplo, a muchos metros de altura”.

“Estamos haciendo una narración que ponen en tiempos paralelos cómo era construir y trabajar en el puente durante su instalación, y cómo es que se lo recupera en esta época”

“La magia de esta puente es que por él pasaron miles de laburantes, pero también era usado para el traslado de carretas, vacunos o caballos de toda esa zona. Y constituía el motor de la región, que además era muy pujante”

“Por el canal navegaban barcazas que llegaban al puerto, y este puente unía la zona urbana con los amarraderos. Era paso obligado de toda la comunidad. Y una herramienta de infraestructura fundamental desde el punto de vista productivo, por eso también queremos contar su historia y rescatar la cultura del trabajo que la distinguía. Hay que tener en cuenta que en la construcción del puerto trabajaban unos 4 mil obreros”, señala en la charla con este portal el cineasta ensenadense.



La productora que encabeza Verón narró -en referencia al puente- en el marco de la filmación: “En 1974 es desguazado por el consorcio del Puerto, y en 2020 es puesto en valor por el Municipio. A partir de aquí nace esta historia que narra y registra día a día de un grupo de obreros de Herrería Europa, empresa familiar Italo Argentina que interactúan junto a una cuadrilla de albañiles que preparan los ingresos al lugar – un trabajo colectivo en busca de la reconstrucción de un puente de 1886 estilo Holandés en ciudad de la Rivera” .

“Sus historias se entrelazan con los obreros del ayer poniendo en valor el oficio de la herrería y la albañilería. En este juego entre el pasado y el presente se cruzan las historias de sus protagonistas , la identidad de la ciudad y la memoria colectiva que se niega a morir. Mientras tanto un equipo paralelo en Holanda registra un puente gemelo que abre paso a los transeúntes donde un viejo operario levanta a la misma hora las alas del añejo armazón para que se puedan pasar los vecinos sobre el Río Amstel de la ciudad de Ámsterdam . Ambos Puentes buscarán reencontrarse en el relato pero esto sucederá cuando el viejo puente de la Ciudad de Ensenada regrese de su viaje”, agrega.

La película dirigida por Mario Verón, en 2021 será presentada al Instituto Nacional del Cine (INCA) para que sea declarada “de Interés” para ese organismo y obtenga los recursos necesarios para la postproducción de color y sonido.




Comentá desde Facebook
Next Post

Dos laboratorios argentinos lograron un nuevo avance en la lucha contra el cáncer de mama

Hubo aportes del CONICET y de otros organismos científicos.