sábado 25 de septiembre de 2021 - Edición Nº 29.188

Información General | 23 may 2021

Hogar

Tips para elegir los muebles para baño ideales


 

Los muebles para baño cumplen un rol fundamental en el ambiente debido a que sirven para guardar elementos de higiene de uso cotidiano. Y, como complemento extra, son de uso decorativo, por lo que brindan carácter y personalidad al hogar.

El hecho de optar por los mejores muebles para baño es importante porque, si no se eligen correctamente, puede que no sean cómodos en el día a día. O, en caso de elegir de forma incorrecta los materiales, lo más probable es que la humedad los deteriore en muy poco tiempo. Por estos motivos, se recomienda analizar ciertos aspectos antes de realizar la compra para evitar futuros inconvenientes.

 

Antes de comprar, hay que medir

Una de las cosas más importantes antes de comprar los muebles para baño en Familia Bercomat es calcular el espacio disponible. Una vez que se conocen las medidas, se puede avanzar con la elección. 

A continuación se darán a conocer las medidas estándares de los mobiliarios para baño en materia de ancho, altura y profundidad para no tener problemas luego de realizar la compra. El primero puede estar entre los 60 cm, 80 cm, 90 cm 0 100 cm (medidas estándar). En caso de que el baño sea chico, hay muebles que tienen un ancho de 50 cm.

Por lo general, los muebles de baño con patas tienen una altura de entre 83,5 cm y 91,5 cm mientras que, los que se colocan suspendidos, se pueden ubicar a una altura que sea más cómoda.

Con respecto a la profundidad, la medida más común es de 46 cm. Y, si se encuentra debajo de ese número, son considerados muebles de baño con fondo reducido. Esta sería una buena opción si el lugar es pequeño.

Cabe destacar que, en el caso de adquirir muebles por Internet, toda esta información es aportada por las fichas técnicas de los productos.

'

Mueble de baño con lavabo: una opción práctica

Lo primero que se debe saber en estos casos es si se quiere o no un mueble de baño con lavabo. Y, si es preferible que esté encastrado o no.

El lavabo que viene por separado, tiene la ventaja de que se puede utilizar como mueble auxiliar. Algunos modelos pueden tenerlo con o sin lavabo por encima. Para los que vienen con el lavabo encastrado, estos van integrados en el mueble, dejando su borde superior al mismo nivel que la mesada. De este modo, el espacio que sobra alrededor se puede aprovechar tranquilamente.

También existen los muebles de baño con dos lavabos, que pueden ir encastados o encima de la mesada. Éstos son una buena opción si el baño es grande, porque podrán usarlo dos personas a la vez.
'

¿Quedan mejor con patas o colgados?

Los muebles de baño pueden tener patas o estar suspendidos. Todo dependerá del gusto de cada persona y del espacio que haya para poder colocarlos.

Los muebles de baño suspendidos o colgados se pueden ubicar a la altura que cada persona quiera. El hecho de dejar liberada la parte de abajo ayuda para poder aprovechar el espacio quizás para más almacenamiento y permite que se realice una mejor limpieza de ambiente.

Además, al estar suspendidos genera una sensación de ligereza, por ende son ideales para baños con dimensiones pequeñas. Cuando se opta por un mueble de este estilo hay que asegurarse de que la pared en la que será colocado se encuentre en perfectas condiciones. Por lo general, estos quedan bien con los estilos de decoración más modernos. Para el caso de los muebles con patas, hay otro tipo de consideraciones. Estos suelen ser los más adecuados para estilos clásicos o rústicos. Además, son menos ligeros visualmente que los que van colgados pero tienen una mayor capacidad para poder guardar cosas. Si la pared no está en las mejores condiciones, lo más aconsejable sería optar por un mueble con patas.
OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias