martes 17 de mayo de 2022 - Edición Nº 29.188

Información General | 13 may 2022

Increíble giro judicial: un testigo pedido por la defensa de un cura acusado de pedofilia se dio vuelta en plena declaración

La principal línea de investigación apunta que el personal no docente llevaba a niños de entre 3 y 5 años al baño y la cocina del jardín, donde los esperaba el sacerdote para abusar de ellos.


Un testigo que presentó la defensa de imputados por abuso sexual a niños de entre 3 y 5 años de un jardín de la localidad bonaerense de San Pedro  sorprendió al reconocer el vínculo de uno de los acusados con los ataques. 

Lo hizo durante su testimonio en el juicio que se les realiza en los tribunales de San Nicolás, donde esta tarde están previstos los alegatos, según informaron fuentes judiciales a la agencia Télam .

La inesperada declaración tuvo lugar en la tarde del jueves, lo que generó el retiro de gran parte de la lista de los testigos previstos, y aceleró los tiempos del proceso. Los acusados son el sacerdote Tulio Matiussi (49); el ex portero Anselmo Ojeda (61) - el único que continúa detenido con prisión domiciliaria- y la preceptora María Luján Rubíes (54).

Todos llegaron al juicio acusados de "abuso sexual simple agravado por la calidad de sus autores", por tener a su cargo la guarda de los menores victimizados, y en el caso del religioso por ser un ministro de culto.

El dato clave de la jornada del jueves lo paortó el padre de una niña que asistía al jardín de infantes,  cuando aseguró en su declaración que el cura se encontraba en el lugar al momento de cometerse  los abusos, y de esa manera contradijo declaraciones de otros testigos que indicaban que el sacerdote no estaba allí.

Tras esa declaración la defensa decidió retirar una larga lista de testigos que tenía preparada para declarar este viernes.

Limitó a siete los oradores, por lo que la lectura de alegatos que estaba prevista para el lunes se concretará este viernes y se espera que en un plazo de diez días se realice la lectura del veredicto.

 

Las sospechas

La principal línea de investigación apunta que el personal era el encargado de llevar a los niños al baño o la cocina del jardín, donde los esperaba el sacerdote para manosearlos.

La psicóloga de parte precisó que “no hay signos concluyentes de abuso” para determinar que hubo acceso carnal contra los niños, pero sí prácticas en las que los menores eran atacados sexualmente.

Mientras  se realizaba la audiencia, familiares y allegados a las víctimas se manifestaron en la puerta del edificio acompañados por organizaciones sociales para pedir justicia. En ese marco pusieron carteles y peluches en repudio de los abusos sufridos por los niños y niñas.

También instalaron una radio abierta en la que abrieron el micrófono al público, integrado por vecinos de San Nicolás y de San Pedro.

 

Foto Sebastin Granata
Foto: Sebastián Granata.


El TOC N°2, presidido por la jueza María Elena Baquedano e integrado por los jueces Alejandro López y María Belén Ocariz, comenzó el pasado lunes el debate oral y público.

En su alegato de apertura, el fiscal de la UFIJ 8 de Baradero, Hernán Granda, afirmó que busca demostrar que "durante el curso lectivo 2017" los imputados sometieron a los niños a "tocamientos" de sus zonas genitales en horario de clases, delito que cometían tanto de manera "colectiva" como "individual", con o sin la presencia de otros chicos como testigos.

Granda señaló que los hechos ocurrieron "en la sala y en la zona de baños y en las partes comunes como ser cocina, patio y SUM, y en la iglesia San Roque contigua al jardín, donde el señor Mattiussi oficiaba como sacerdote".

"Producto de estas prácticas por parte de los imputados se verificaron signos de abuso sexual infantil en todos los menores", afirmó el fiscal.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias