sábado 13 de agosto de 2022 - Edición Nº 29.188

Información General | 6 ago 2022

"Pies calentitos", "wifi solidario" y cursos de capacitación, puntales de una ONG que lleva más de 20 años ayudando a quien más lo necesita

Entrevistamos a su referente, Pablo "Colo" Pérez.


Por: Federico García

Pablo "Colo" Pérez es un vecino de Tolosa y uno de los fundadores de la ONG La Plata Solidaria, que desde hace más de veinte años trabaja en el Partido de La Plata para brindar una ayuda a los sectores más vulnerados.

La ONG utiliza una metodología de trabajo "en red". Sin sede fija ni transferencias económicas, cada campaña se realiza con la ayuda de muchos vecinos y vecinas, además de la de los propios integrantes de la organización, y en cada una de ellas se suman personas de distintos ámbitos de la región La Plata.

Para conocer un poco más de su historia y de su trabajo, Info Blanco Sobre Negro dialogó con Pablo Pérez. "Siempre había una cuestión de militancia social, de hacer cosas, desde chico, que en algún momento lo canalicé por la política pártidaria pero después me di cuenta que no tenía mucho que hacer ahí por todo lo que conlleva", recordó el vecino de Tolosa, aunque aseguró que con esto último no predica la antipolítica sino que la reafirma y asegura que es ésta la que debe resolver "el lio que hay".

No obstante, a Pérez y los compañeros con los que formó La Plata Solidaria no les alcanzaba lo que la política partidaria tenía para ofrecer y decidieron generar otro tipo de vínculo con los vecinos, "empezar a trabajar desde otro lado". 

 

Empezar

Antes de iniciar este recorrido como dirigente social, a Pablo Pérez le tocó vivir uno de los más dramáticos de su vida cuando en el año 1999 mataron a su padre durante un asalto en el barrio El Dique.

Según le contó a este medio el dirigente de La Plata Solidaria, el joven que mató a su padre "estaba tomado por la droga y lo hizo por 20 pesos".

"La zona donde lo mataron era y es muy pobre, muy marginal, y cuando asimilé la muerte de mi viejo pensé que me quedaban dos opciones, vivir en el resentimiento o tratar de hacer algo para cambiar esas realidades que son las que en gran medida afectaban a los pibes como el que mató a mi viejo", señaló Pérez, que tras vivir dicho momento se unió a la organización "Víctimas por la paz", integrada por personas que vivieron situaciones similares a las de él y buscan afrontarlas "de otro modo, sin generar más violencia sobre una violencia que ya está".

Si bien Pablo Pérez, como todas las víctimas de inseguridad, también reclamó justicia, también decidió comenzar a visitar las cárceles para observar lo que estaba sucediendo en esos lugares. Ese momento fue clave para que tomara la decisión de armar la organización a la que se fueron sumando con los años otros integrantes.

 

La Plata Solidaria

Además de su historia personal, el otro momento fuerte en la historia de la organización y que cimentó sus bases fue la trágica inundación ocurrida en la ciudad de La Plata los días 2 y 3 de abril del 2013, que provocó 89 muertes.

En ese momento, según el dirigente social, mucha gente quedó con ganas de colaborar y como los partidos políticos no abrían un canal para hacerlo se volcó a las organizaciones de voluntariado.

 

 

 

 

Las primeras actividades de La Plata Solidaria comenzaron en Tolosa con el tradicional lema ´pintás tu aldea y cambiarás el mundo', con una campaña que está cumpliendo 22 años: "Ni un chico sin Papa Noel".

Luego  se expandieron por el sur del Partido, Villa Alba, Villa Elvira, Altos de San Lorenzo, El Palihue, "sumando gente e interactuando con otras organizaciones de voluntariado". En la actualidad, según Pérez, muchas de las campañas que se hacen alcanzan hasta 15 o 20 comedores y merenderos.

La cantidad de integrantes varía según las actividades que se realizan aunque vale destacar que no son de hacer muchas reuniones ni tampoco tienen tanta formalismo. "No tenemos una sede ni recibimos dinero, con esto no digo que las que lo reciban estén mal sino que es nuestra política no hacerlo", indicó el entrevistado, y aseguró que esto les da una impronta diferente y les permite generar "más confianza con la gente".

En cada jornada solidaria se suman distintos grupos, para tejer ropa de abrigo lo hacen las "abuelas", para la  actividad de los reyes amigos lo hacen unos amigos de Pablo que son de San Isidro, y en el caso de la tradicional campaña "Pies calentitos" cuentan con más de veinte centros de recepción. 

 

¿Tirar la toalla?

En cualquier momento de la vida puede pasar que no se quiera continuar un proyecto por diversos motivos, sean personales o cuestiones económicas que suceden en el país, pero sobre todo en momentos de crisis como el que se vive en la actualidad más desánimo se puede llegar a tener para continuar con un proyecto.

En relación a esto último, Pérez señaló que "hay momentos de desánimo" porque desde la organización observan que "hay situaciones que se pueden solucionar con tan poco y el Estado no se hace cargo, tanto el municipal como el provincial y el nacional".

"Si nosotros pudimos siendo voluntarios cómo el Estado con su capacidad de logística no", resaltó el tolosano, y recordó la vez que llevaron a cabo la jornada "Wifi solidario" que consistía en que distintos comercios de algunas zonas de Tolosa y Villa Alba que estuvieran cerca de colegios abrieran sus redes para que los chicos pudieran usarla para sus tareas".

 

 

 

 

"A veces pensamos, y quizás estamos prejuzgando, que no les interesa. Y ahi está la bronca, lo único que les interesa es la rosca interna y el círculo rojo, más que yo trabajo acá y lo veo", aseguró Pérez. 

 

Narcotráfico

Una de las campañas más complicadas de la organización fue cuando decidieron colocar urnas en algunos barrios para que la gente denunciara venta de drogas en la zona.

"Sin darnos cuenta pisamos donde no teníamos que pisar y nos lo hicieron saber", recordó Pérez, aunque frente a la pregunta de si tuvieron miedo indicó que sí pero no tanto por ellos sino por la gente que se animaba a denunciar y debía seguir viviendo en el barrio, y por eso recurrieron a las autoridades pero no lo hicieron público "para no generar más miedo en los que estaban apoyando".

"Con lo que hicimos nosotros se voltearon cuatro lugares donde se vendía droga y es el día de hoy que nos siguen mandando información", manifestó el vecino platense y volvió a resaltar que "es ahí donde está el desánimo, porqué lo tiene que hacer una ong cuando lo debería hacer el Estado con su fuerza, su potencia y sus herramientas, y no lo hace".

 

Deportistas y artistas en las campañas

Una de las particularidades que caracterizan las últimas campañas de La Plata Solidaria es la participación de varios artistas y deportistas en su difusión. Ya participaron Chano, Federico D´Elía, Guillermo Francella, jugadores de Gimnasia y Estudiantes, deportistas olímpicos de La Plata, el mundialista Oscar Ruggeri.

Al respecto, Pablo Pérez sostuvo que dichas participaciones se dan porque la organización "mantiene un equilibrio y no se corre para ningún lado, sólo pone el foco en la campaña". 

Y se lo hacen saber quienes han participado en las actividades de difusión, tal el caso de Ruggeri,  que les dijo que aceptaba porque había visto lo que hacían y le había gustado; y para la próxima campaña por el día del niño la organización tiene prevista la participación de Maru Botana. 

 

 

 

 

"La verdad es que hemos tenido suerte y muchos se han enganchado, y eso te genera una potencia mayor en las redes sociales", destacó el integrante de La Plata Solidaria, y aseguró que eso "tiene que ver con esto de mostrar lo que se hace sin hacer alarde".

"La gente valora el hecho de que las campañas son constantes, que se hacen y terminan, que se ve donde van las cosas, tratamos de mantener eso en orden y ser claros, si decimos que vamos a estar en plaza moreno así llueva o truena estamos ahi, y si vienen dos no importa, asi como vienen dos otro día vienen cincuenta, esa perseverancia ha sido fundamental", reflexionó el dirigente. 

 

Historias mínimas

Entre las tantas historias que se pueden contar del vínculo entre la organización y los vecinos, Pablo Pérez recordó la de un joven que se sumó a uno de los cursos de capacitación en oficios que realizaron en la ciudad hace dos años cuando a propósito de un pasacalle que habían puesto en un barrio y que decía 'acá no llamamos a la Policía te cagamos a tiros" la ONG puso otro que señalaba: 'acá no llamamos a la Policía te damos una mano'.

A partir de eso, en conjunto con la Secretaría de Desarrollo Social de La Plata, la organización organizó un curso de capacitación en peluquería y el área municipal brindó un kit para que los participantes pudieran arrancar con su emprendimiento. Uno de ellos, de una edad cercana a los veinte años, se formó y abrió su propia peluquería a la que nombró "Red" por el color de pelo de Pablo Pérez. 

Así como este último caso, hay otros tantos. Por ejemplo, en la actualidad cuando salen con Papa Noel le entregan a los niños de los padres a quienes también les entregaban cuando éstos eran chicos. Lo mismo sucede con el Proyecto Mochila, que busca colaborar con la entrega de útiles escolares para quienes no tienen. Sobre este último caso a Pablo Pérez se le han acercado personas para decirle que las habían ayudado con materiales escolares cuando iban al colegio, "lo que demuestra - señaló el vecino de Tolosa - que las cosas no se han solucionado a pesar del tiempo".

 

Conclusión

"La Plata tiene una situación muy compleja, nosotros cada tanto hacemos un relevamiento y el último que hiciumos fue sobre calzado. Se encuestó a 83 familias de Romero, Villa Alba y El Mercadito, y el 46 % en algún momento no mandó a sus hijos a la escuela por falta de calzado y abrigo, y de ese 46 el 64 % más de una vez. Y eso se profundiza. La Plata ya no es más la ciudad de Dardo Rocha sino que ha sufrido un profundo proceso de conurbanización, y con esto no estoy estigmatizando sino más bien describiendo, y nadie lo contiene ni lo trabaja, pareciera que no importa, solamente dos meses antes de las elecciones van los punteros a tratar de comprar voluntades con la misma historia de siempre en vez de intentar cambiar la realidad de esos sectores donde la situación es muy compleja desde lo habitacional, lo social y el vínculo de los chicos con la drogas", reflexionó Pérez. 

Por último, el entrevistado dejó un mensaje para todos los que quieran comenzar a dar una mano y acercarse al voluntariado: "A todos los que tengan ganas de hacer que se pongan a hacer. La Plata tiene un potencial enorme y sería bueno que el Estado se acuerde todo el año de los grupos de voluntariado, que son los que cuando las papas queman salen a solucionar las cosas, pasó con la inundación y con la pandemia".

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias