martes 31 de enero de 2023 - Edición Nº 29.188

Información General | 9 dic 2022

La cadena de comidas rápidas Mostaza quedó en la mira de la Justicia por graves denuncias en su contra

Es acusada de hacer falsas promesas de rentabilidad y generar un negocio inmobiliario oculto.


“Hay un vicio de voluntad”, resumió el abogado de dos franquiciados que llevaron el caso de Mostaza a la Justicia, Fernán Vasen.

En diálogo con la agencia Noticias Argentinas, el letrado señaló que hubo una relación precontractual que fue modificada al momento de firmar el contrato.

“Es una empresa que se vende como exitosa, es la segunda franquicia más grande del país. Siempre acusan al franquiciado de hacer mal las cosas cuando no le dan los números”, aseguró Vasen.

"Mostaza" es la cadena de hamburguesas de capitales locales que más se expandió en los últimos años, destacó la misma agencia. 

Sus dueños, los hermanos Christian Daniel Galdeano Alvarado y Liliana Rita Galdeano Alvarado, ubicaron a "Mostaza y Pan" en el segundo lugar entre las empresas del sector, donde compiten marcas de nivel internacional muy reconocidas.

La estrategia que presentaban a los interesados de iniciar el negocio mediante alguna franquicia estaba fundamentada en una proyección de crecimiento del negocio que representaría unos 20 locales por año, y la promesa de ser la número 1 en poco tiempo.

La empresa, en rigor, lleva más de dos décadas en el mercado, pero el crecimiento exponencial lo alcanzó en los últimos 10 años gracias a una fuerte y agresiva política de entrega de franquicias.

Una de las principales herramientas de promoción para los emprendedores se basó en una alta rentabilidad prometida. 

Según denuncian los damnificados, desde el primer momento le hicieron creer que sus ganancias serían superiores a las reales.

Pero si el inversor de una franquicia expresa su descontento, aseguran, lo acusan desde Mostaza por supuestamente no saber manejar el negocio, y dan la opción de devolverla a un precio muy por debajo de la inversión realizada.

“Uno de mis clientes invirtió US$1,6 millones, no le quieren renovar la franquicia y le ofrecen comprarle el negocio por unos US$600 mil”, señaló Fernán Vasen.

En la proyección del negocio y plazos para recuperar la inversión, Mostaza promete un margen de ganancia entre el 15-17% según el escenario siempre cambiante. Pero aseguran que "la realidad es menor".

El dato fue confirmado por el ex empleado de Mostaza, Leonardo Godoy Ochello, que trabajó en el departamento de expansión buscando franquicias.

En su declaración ratificó que en las reuniones con los franquiciados se hablaba de esos porcentajes de retorno, del plazo de recupero de la inversión y que todo lo autorizaba el presidente de la compañía, el mencionado Galdeano Alvarado. Actualmente el dato de recuperación de la inversión ya no figura en la web de la firma.

 

Cuál sería el negocio inmobiliario

Los franquiciados señalan también al negocio inmobiliario que hacen los hermanos Galdeano alrededor de Mostaza y Pan.

"Primero compran locales y luego buscan un franquiciado que arregle la propiedad y pongan un local de Mostaza. De esta manera, Mostaza recibe un canon de publicidad y royalty por un lado y por el otro un alquiler por el local, fruto del porcentaje de facturación del local y no un monto fijo de alquiler", aseguran.

Encima, los contratos que se firman son contratos de adhesión que no pueden ser modificados en ninguna circunstancia.

La totalidad del capital invertido en el local de ventas minorista es 100% del franquiciado, y Mostaza no invierte en las reformas de los locales, ni tampoco para resolver problemas estructurales.

¨Ellos te dicen que firmes y que después todo se negocia pero eso después no pasa. Una vez que firmaste no te contestan más y si te seguís quejando te dice que les devuelvas la llave que ellos se quedan con el local¨, explicó el abogado a la agencia NA.

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias