martes 31 de enero de 2023 - Edición Nº 29.188

Opinión | 12 ene 2023

La Plata se transformó en una ciudad liberada para los delincuentes

Por Sergio Panella, comerciante y dirigente de la UCR La Plata.


La inseguridad en La Plata no detiene su crecimiento y es una preocupación que los vecinos manifiestan cada día con mayor intensidad.

La violencia ejercida por los maleantes da las pruebas del gran avance de la droga en la región. La falta de compromiso del Ministerio de Seguridad de la Provincia y la falta de trabajo en conjunto entre el Estado Nacional y Provincial impiden que las herramientas a nivel local sirvan para batallar este flagelo.

Recorriendo los barrios nos encontramos con una gran cantidad de casos de características distintas pero que dan igual desazón. Arrebatos, asaltos, escruches, robos a mano armada, salideras o entraderas y atracos son los modos que actualmente se pueden apreciar, entre otros, como forma de operar de los delincuentes.

A esto se le debe agregar la cantidad de robos que son ejecutados por menores de edad, lo cual provoca mayor indignación ya que, asistidos por las leyes actuales, gozan de total impunidad al momento de ser capturados y encontrando fácilmente su libertad en breve tiempo.

Una actitud pasiva y desinteresada de los responsables de brindar seguridad nos hace pensar en solo dos posibles causales de esta situación: Inoperancia y falta de experiencia o complicidad en los hechos con intereses compartidos.

Ambas situaciones son muy riesgosas para una sociedad que solo pretende vivir en paz y sin sobresaltos, donde tenga la posibilidad de salir de su casa sin tener que estar pensando en la proximidad de un hecho de peligro o daño.

Será prioritario que este año se tomen iniciativas serias y audaces que logren detener este flagelo en crecimiento y que nos está llevando a situaciones muy críticas.

Deberá entonces tener carácter prioritario la implementación de políticas concretas que combatan el tráfico de drogas, patrullajes efectivos y permanentes en las calles, sistemas de colaboración entre los vecinos y las fuerzas policiales, instalación masiva de cámaras de seguridad, puestos de control eficientes y fundamentalmente un programa de mayor inversión en las herramientas necesarias para la prevención del delito como patrulleros, chalecos, tecnología y sueldo acordes a la importante tarea policial.

No hay tiempo que perder. Lamentablemente el país ya tiene demasiados casos, en todo su territorio, que demuestran que la inacción en estos temas provoca graves resultados cargados de desgracias, injusticias e incluso muertes.

Pongámonos ya mismo en actividad y reclamemos soluciones inmediatas.

Es nuestro compromiso, como ciudadanos responsables, exigir nuestros derechos. Hemos aprendido que juntos podemos obtener grandes logros y es tiempo de activarnos en esa dirección. Adelante !!

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias